Avisar de contenido inadecuado

lo que Usted debe saber sobre la Hepatitis

{
}

Lo que usted debe saber sobre la Hepatitis C

En esta página:

¿Qué es la hepatitis C?

La hepatitis C es una enfermedad del hígado. Hepatitis significa inflamación del hígado. Inflamación es la hinchazón dolorosa y de color rojo que ocurre cuando los tejidos del cuerpo se infectan o lesionan. La inflamación puede causar que los órganos no funcionen adecuadamente.

[Volver Arriba]

¿Qué es el hígado?

El hígado es un órgano que desempeña muchas funciones importantes.

El hígado

  • elimina sustancias químicas dañinas de la sangre
  • combate las infecciones
  • ayuda a digerir los alimentos
  • almacena nutrientes y vitaminas
  • almacena energía

Usted no puede vivir sin hígado.

www.ClinicalTrials.gov.

Ilustración del sistema digestivo en que se denomina el esófago, hígado, estómago, intestino grueso y intestino delgado. Se sombrea al hígado.

La hepatitis C es una enfermedad del hígado.

[Volver Arriba]

¿Cuáles son las causas de la hepatitis C?

El virus de la hepatitis C causa la hepatitis C. Los virus son gérmenes que pueden causar enfermedades. Por ejemplo, la influenza es causada por un virus. La gente puede contagiar los virus a otras personas.

[Volver Arriba]

¿Quiénes pueden contraer la hepatitis C?

Cualquier persona puede contraer la hepatitis C. Pero algunas personas son más propensas que otras, entre las que se incluyen

  • las personas que nacieron de una madre con hepatitis C
  • las personas que hayan tenido más de una pareja sexual en los últimos 6 meses o que tengan antecedentes de enfermedades de transmisión sexual
  • las personas que tuvieron una transfusión de sangre o trasplante de órgano antes de julio de 1992
  • las personas con hemofilia, una enfermedad en la cual la sangre no coagula adecuadamente, que recibieron derivados sanguíneos antes de 1987
  • usuarios de drogas inyectables ilegales

[Volver Arriba]

¿Cómo puedo contraer la hepatitis C?

Usted puede contraer la hepatitis C mediante el contacto con la sangre de una persona infectada.

Usted puede contraer la hepatitis C al

  • haber nacido de una madre con hepatitis C
  • tener relaciones sexuales con una persona infectada
  • hacerse un tatuaje o una perforación con instrumentos que no hayan sido esterilizados y que se usaron en una persona infectada
  • pincharse accidentalmente con una aguja que fue usada por una persona infectada
  • usar la máquina de afeitar o el cepillo de dientes de una persona infectada
  • compartir agujas para inyectarse drogas con una persona infectada

 

Usted puede contraer hepatitis C si comparte agujas para inyectarse drogas con una persona infectada.

Usted no puede contraer la hepatitis C al

  • estrecharle la mano a una persona infectada
  • abrazar a una persona infectada
  • sentarse junto a una persona infectada

Ilustración de un hombre pasando una aguja para inyectarse drogas a otro hombre.

[Volver Arriba]

¿Cuáles son los síntomas de la hepatitis C?

La mayoría de personas no presenta síntomas hasta que el virus causa daño al hígado, lo que puede tardar 10 años o más. Otros presentan uno o más de los siguientes síntomas:

  • color amarillento de los ojos y la piel, llamado ictericia
  • el sangrado demora más tiempo de lo normal en detenerse
  • hinchazón del estomago o los tobillos
  • moretones que aparecen fácilmente
  • cansancio
  • malestar estomacal
  • fiebre
  • pérdida de apetito
  • diarrea
  • heces claras
  • orina turbia y amarillenta

 

Un médico lo puede examinar para hepatitis C.

[Volver Arriba]

¿Qué es la hepatitis C crónica?

La hepatitis C es crónica cuando el cuerpo no puede deshacerse del virus de la hepatitis C. Aunque algunas personas eliminan el virus del cuerpo luego de unos pocos meses, la mayoría de las infecciones de hepatitis C se vuelven crónicas. Sin tratamiento, la hepatitis C crónica puede causar cicatrización del hígado, también llamada cirrosis, cáncer de hígado e insuficiencia hepática.

Los síntomas de la cirrosis incluyen

  • color amarillento de los ojos y la piel, llamado ictericia
  • más tiempo de lo normal para que el sangrado se detenga
  • hinchazón del estómago o de los tobillos
  • cansancio
  • náuseas
  • debilidad
  • pérdida de apetito
  • pérdida de peso
  • vasos sanguíneos en forma de araña, llamados angiomas aracniformes, que se forman cerca de la superficie de la piel

[Volver Arriba]

¿Cómo se diagnostica la hepatitis C?

La hepatitis C se diagnostica por medio de análisis de sangre, que también indican si usted tiene hepatitis C crónica u otro tipo de hepatitis. El médico puede también sugerirle hacer una biopsia de hígado, si sospecha que usted tiene hepatitis C crónica. Una biopsia de hígado es una prueba para detectar daño al hígado. El médico extrae un pedazo muy pequeñito de su hígado con una aguja. Ese fragmento de hígado se analiza con un microscopio.

 

Ilustración de un proveedor de salud médico hombre extirpando sangre de una paciente mujer.

Se extrae un poco de sangre para la prueba de hepatitis C.

[Volver Arriba]

¿Cuál es el tratamiento para la hepatitis C?

La hepatitis C usualmente no necesita de tratamiento alguno a menos que se vuelva crónica. La hepatitis C crónica se trata con medicamentos que retrasan o detienen el daño que causa el virus al hígado.

Medicamentos para el tratamiento de la hepatitis C crónica

La hepatitis C crónica se trata generalmente con la combinación de los medicamentos peginterferón y ribavirina, que combaten el virus de la hepatitis C. El peginterferón se administra mediante inyecciones semanales, mientras que la ribavirina se administra diariamente por vía oral. Los tratamientos tienen una duración de 24 a 48 semanas.

 

Ilustración de una proveedora de salud usando una jeringa para extirpar una dosis de medicamento de un vial.

La hepatitis C se trata con píldoras e inyecciones de medicamentos.

Trasplante de hígado

Puede ser necesario el trasplante de hígado si la hepatitis C crónica causa insuficiencia hepática. El trasplante de hígado reemplaza un hígado enfermo por un hígado sano de un donante. El tratamiento con medicamentos generalmente debe continuar debido a que la hepatitis C usualmente vuelve después de la cirugía.

[Volver Arriba]

¿Cómo puede prevenirse la hepatitis C?

Usted también puede protegerse a sí mismo y proteger a los demás contra la hepatitis C si

  • no comparte con nadie agujas para inyectarse drogas

 

    Ilustración de un hombre removiendo una jeringa estéril de una bolsa plástica.

    No comparta con nadie agujas para inyectarse drogas.

  • usa guantes si tiene que tocar la sangre de otra persona
  • usa condón cuando tiene relaciones sexuales
  • no usa el cepillo de dientes, la máquina de afeitar de otra persona, ni cualquier otro objeto que pudiera tener sangre
  • se asegura de que cualquier tatuaje o perforación en una parte del cuerpo se haga con instrumentos estériles
  • no dona sangre o productos derivados sanguíneos si tiene hepatitis C

[Volver Arriba]

¿Qué debo hacer si pienso que estuve expuesto al virus de la hepatitis C?

Consulte al médico de inmediato y hágase la prueba si corre alto riesgo de contraer hepatitis C o si usted piensa que ha estado expuesto al virus de la hepatitis C. Muchas personas no saben que están infectadas. El diagnóstico y tratamiento precoz puede ayudar a prevenir el daño al hígado.

[Volver Arriba]

Puntos a recordar

  • La hepatitis C es una enfermedad del hígado causada por el virus de la hepatitis C.
  • Todas las personas pueden contraer la hepatitis C, pero algunas personas corren mayor riesgo.
  • Usted puede contraer la hepatitis C mediante el contacto con la sangre de una persona infectada.
  • La hepatitis C es crónica cuando el organismo no puede deshacerse del virus de la hepatitis C.
  • El daño al hígado puede tardar 10 años o más y en general es el primer signo de la hepatitis C.
  • Si usted corre alto riesgo de contraer la hepatitis C o piensa que estuvo expuesto al virus de la hepatitis C, hágase la prueba. Muchas personas desconocen que están infectadas.
  • La hepatitis C crónica se trata con medicamentos que retrasan o detienen el daño que el virus pueda causar al hígado.

[Volver Arriba]

Esperanza a través de la investigación

El National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK), que en español se llama Instituto Nacional de la Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales, lleva a cabo y respalda la investigación básica y clínica sobre varios trastornos digestivos, entre los que se incluye la hepatitis C.

Los participantes en los estudios clínicos pueden participar más activamente en el cuidado de su salud, tener acceso a nuevos tratamientos de investigación antes que sean ampliamente disponibles, y ayudar a otras personas al contribuir con la investigación médica. Para más información sobre estudios actuales, visite 

 

{
}
{
}

Deja tu comentario lo que Usted debe saber sobre la Hepatitis

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre